26 septiembre, 2016

Creciendo al ritmo de la música



¿Te ha pasado qué cuando estás viendo una película, deseas que nunca termine? ¿Que cuando sales de la sala de cine te queda ese sentimiento de satisfacción y ganas de volver a verla? Eso me sucedió con “Sing Street: Este es tu momento”, la cual estrenó en cartelera esta semana.

La cinta nos sitúa en Dublín, año de 1985, donde seguimos la historia de Conor Lalor, un adolescente que enfrenta las ventajas y desventajas de crecer y despertar a la vida: la crisis económica que afecta a su país, la crisis familiar que padece, su primer amor; pero sobretodo, la búsqueda de su identidad.

Como en sus cintas previas, el director John Carney (Once, Empezar Otra Vez), utiliza la música como un elemento narrativo principal. En esta ocasión, le toca a los años 80’s y sus influencias musicales acompañar al personaje principal en este emotivo viaje donde prevalece el amor fraternal y una lucha personal por buscar un mejor futuro.

Música original, así como temas de Duran Duran, The Cure, entre otros; aderezan esta experiencia cinematográfica.

Pese sus pocas fallas, como su torpe primer acto o su excesivo optimismo que contrasta con las temáticas que toca, la cinta es memorable no solo por su homenaje a la época, sino por su mensaje tan humano y autentico, que aunque pueda resultar cursi, es memorable.

“Sing Street” es una de las mejores propuestas que se han estrenado este año y se perfila para ser recordada no solo como la mejor película de su director a la fecha, sino del año.

Texto para Capital Hidalgo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

COMENTA