23 junio, 2013

El MONSTRUOSO regreso de PIXAR


Después de Toy Story 3 (2010), las últimas dos propuestas cinematográficas de la compañía de animación Disney.Pixar la han dejado verse dentro de la industria en un bache creativo con una secuela de Cars que pudo bien haber sido prescindible o de menos un proyecto para video home, mientras Brave emulaba a la fórmula de princesas Disney, ambas alejadas de la fórmula ganadora que los había caracterizado.

Con Monsters University, Pixar tenía la titánica tarea de no decepcionar de nuevo, y menos siendo la primera precuela en su haber y retomando a los tan queridos personajes de la película del año 2001: Mike Wasowski y James P. Sullivan, quienes esta vez se nos cuenta la historia del cómo fue que inicio esta gran amistad entre estos simpáticos monstruos.

Dirigida por el nuevo talento  de Pixar, Dan Scanlon, quien había apoyado en un cortometraje de la empresa y ayudo proporcionando material creativo para Cars, Monsters University profundiza dentro de la vida de los monstruos de Monstruopolis, introduciéndonos a un inquieto mounstruito Mike, quien sueña con ir a la universidad para ser asustador profesional.

Es en la universidad donde Mike conoce a James P. Sullivan, un soberbio e irresponsable monstruo de familia de renombre que aspira a ser Asustador Estrella. La relación de ambos es competitiva pero cuando son expulsados del programa de asustadores, tendrán que unir fuerza para lograr lo que ambos anhelan trabajando en equipo junto al grupo de monstruos que conforman su fraternidad, Oozma Kappa.

Pixar recupera la capacidad perdida de crear una historia emotiva y transmitirla a cualquier espectador. Niños, jóvenes o adultos se conmoverán y a su vez no pararan de reír con las ocurrencias de los personajes. Si bien, en nuestro país a algunos espectadores se les dificultara identificarse con el estilo universitario que la película maneja, este universo se plantea de forma simple sin dejar de sentirse ajeno.

La moraleja se antoja interesante en esta nueva aventura, enfocada a las capacidades personales, al logro de los sueños, a la amistad y la forma de relacionarse con el mundo que nos rodea, con un tratamiento parecido al del guión de Ratatouille de Brad Bird. Escenas bien logradas, sobre todo en los últimos 10 minutos con un dialogo emotivo entre ambos personajes principales.

En cuanto a aspectos técnicos, Pixar se sigue luciendo en la animación detallista, cada objeto y paisaje luce realista, el trabajo de iluminación es notable y el detallado de la fisonomía de cada personaje es soberbio. Acompañando al ritmo narrativo, regresa a Randy Newman para musicalizar la película retomando tonos musicales del filme que le antecede a esta y mezclándola con un toque de trombones y trompetas de banda universitaria.

Los que disfrutaron de Monsters, Inc., disfrutaran de esta genial precuela con personajes nuevos igual de divertidos que en la anterior, descubrirán divertidos orígenes que se ligan a la película anterior con inteligencia y originalidad e incluso aparecerán personajes entrañabl
es de la película de 2001.

Sin duda Monsters University no decepcionara a nadie, cumple y ofrece más de lo que se puede esperar, y que si bien no supera a películas como Ratatouille, Wall-E o Toy Story 3, si se puede ubicar a la altura de su predecesora. Previo al filme se puede ver el nuevo cortometraje animado “Azu-Lado”, funcional aunque carente de profundidad comparado con anteriores trabajos de cortometraje de estos genios creativos.

CALIFICACIÓN: 8/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

COMENTA