07 marzo, 2011

Surrealismo Camaleónico



Con el paso del tiempo, la animación cinematográfica ha avanzado de una forma fantástica convirtiéndola en entretenimiento no solo para la audiencia infantil, si no más en es una herramienta para poder contar historias de una forma más fresca y original que encanta tanto a niños como adultos.





Si bien el cine de animación es uno de mis más grandes gustos, debo confesar que en ocasiones existen proyectos que no logran moverme algo en sus avances o previews. Cuando supe de la nueva película de Gore Verbinski (“Piratas del Caribe”), la cual es su primer largometraje usando animación por computadora, debo decir que me mostré escéptico ante el proyecto, sobre todo al ser producida por el director, ya en decadencia a mi parecer, Tim Burton después de su no muy acertada participación como productor con el filme animado “9” y agregándole a Johnny Deep en el doblaje no esperaba nada más que algo pretencioso y muy común. Pero fue hasta exactamente dos días antes de su estreno, que la crítica empezó a mostrarse satisfecha e incluso sorprendida ante este proyecto, siendo así, que me quite un poco la idea que me había hecho del filme, pero no significo que entrara a la sala con altas expectativas a la sala. Pero que sorpresa me lleve.




RANGO, el primer filme de animación de Blind Wink junto a Paramount/Nickelodeon Films que nos cuenta la historia de un camaleón con delirios de dramaturgo y actor, quien después de un desafortunado evento va en busca de su propio destino a un pueblo que recuerda al viejo oeste.
El filme es un poco más complejo de lo que imagina uno, a pesar de que “el animal parlante” es un recurso ya gastado , debo decir que desde la primera escena me sorprendió la visión que Verbinski da al filme, resultando inesperado ante mis bajas expectativas, marcando a la perfección un elaborado estilo visual que entre el western el surrealismo maneja cada elemento del lenguaje cinematográfico de una forma muy original y pocas veces visto en un filme animado, siendo lo más admirable el manejo visual para representar profundidad sin necesidad de un innecesario efecto de tercera dimensión, así como algunos cameos y referencias que a cinéfilos empedernidos tendrá más que contentos.

Respecto al guión, este estructura conflictos muy complejos para a resolver a cada personaje, basando sus premisa en un tema muy filosófico del ser: “¿Quién soy?”, pasando por la aventura del viejo oeste, la crítica al abuso del poder de los gobiernos, hasta el recurso de moraleja ecológica tomando como tema principal la sequía y como es que el recurso vital se agota, incluso hay una escena en particular donde Rango, en busca de lo que causa la escases de agua en el viejo pueblo, se encuentra con una respuesta muy subjetiva ante sus ojos y trasmitiendo el mensaje en una sola secuencia, que dejara a más de un espectador reflexionando.

Además de lo anterior, Rango cuenta con un fabuloso montaje de escenas de acción añadida la música del magnífico Hans Zimmer, que sorpresivamente todo resulta en una obra del cine animado más que disfrutable, es una ola de aire fresco al cine animado, de la cual muchos estudios de animación, como Pixar o Dreamworks, deberían aprender.

CALIFICACIÓN: 4.5/5

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

COMENTA